Seis años

Mañana serán seis. Seis años sin él. Pero seis años con él en la cabeza y en el corazón, más intensamente que los veintidós que estuvo a mi lado.

Somos gilipollas.

Al final, entiendes que las frases típicas son típicas porque los humanos pecamos de típicos. “No sabes lo que tienes hasta que lo pierdes”, “arrepiéntete de lo que hagas y no de lo que no hagas”… Es una mierda quedarse con eso. Pero hay días en los que la culpa se convierte en la protagonista de la jornada y los sinsabores en los actores secundarios. Por suerte son los menos… pero duelen.

Aún me parece verlo por la calle. Aún cojo el teléfono para llamarlo y contarle algo. Aún miro su ventana para ver si está la luz encendida.

Y aún le echamos cojones igual que se los echó él.

No le dé más vueltas. Va a empezar con que “si hubiera estado”, “si no hubiera estado”… Va a tener mil pasados y ningún futuro.

El secreto de sus ojos.

Papale

Anuncios

3 comentarios en “Seis años

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s